Vida natural

Vivir de manera natural no significa pasar el tiempo en hermosos parajes naturales, escuchando el canto de los pájaros y disfrutando de manantiales de agua pura, mientras comemos lo que de forma natural brota de la tierra. Esto está bien, pero la vida natural tiene otro significado. La vida natural tiene que ver más con vivir de acuerdo con las leyes de la naturaleza y de acuerdo con nuestros mecanismos de funcionamiento internos.


Vivir de acuerdo con uno mismo, es decir:

• Comer cuando tengamos hambre, y no necesariamente a la misma hora. También, ingerir lo que nos apetezca, siempre que sea saludable, en cada momento.

• Beber sólo cuando tengamos sed.

• Abrigarnos cuando sintamos frío.

• Descansar cuando estemos cansados.

• Dormir cuando tengamos sueño.

• Realizar actividades y trabajos de los que podamos disfrutar.

• Vivir con la persona que nos guste, con quién nos sintamos felices y cómodos, y en un lugar que nos agrade.

Antes de “buscar una casa en el bosque” deberíamos aprender a vivir una vida más natural y armoniosa, siempre de acuerdo con uno mismo.

Ésta es la sabiduría más valiosa.